La libertad de la enseñanza.

Familia, Humana, Jóvenes, Matrimonios, Valores

 

El conflicto sobre si la educación debiera ser pública o privada, laica o religiosa, lleva vivo mucho tiempo. La declaración sobre educación cristiana del concilio Vaticano II «Gravissimum Educationis», presentaba algunos principios que guían la educación cristiana. Entre las directrices adoptadas por el Vaticano II están los siguientes puntos:

 

1. Todos tienen un derecho inalienable a una educación. Una educación verdadera tiene como objetivo la formación de la persona humana en la búsqueda de su fin último y del bien de las sociedades.

 

educacion 22. Todos los cristianos tienen derecho a una educación cristiana. Esto no se reduce a una mera maduración de la persona humana sino también a la meta de permitir al bautizado el hacerse más consciente del don de la fe que ha recibido, y aprender además cómo rendir culto a Dios y conformar sus vidas personales según el hombre nuevo creado en la justicia y la santidad de la verdad.

 

3. Los padres tienen la muy seria obligación de educar a sus descendientes y se les debe reconocer como los primarios y principales educadores.

 

4. Entre todos los instrumentos educativos, la escuela tiene una importancia especial. Está pensada no sólo para desarrollar con especial cuidado las facultades intelectuales sino también para formar la capacidad de juzgar con rectitud, para entregar el legado cultural de las generaciones precedentes, fomentar el sentido de los valores y preparar para la vida profesional.

 

5. Los padres tienen el derecho primario e inalienable y la tarea de educar a sus hijos, y deben gozar de verdadera libertad en su elección de escuelas. En consecuencia, los poderes públicos, que tienen la obligación de proteger y educacion 3defender los derechos de los ciudadanos, deben considerar, en su preocupación por la justicia distributiva, que los subsidios públicos se utilicen de tal manera que los padres sean verdaderamente libres de elegir según sus conciencias las escuelas que quieran para sus hijos.

 

La Iglesia tiene en alta estima a aquellas autoridades civiles y sociedades que, considerando el pluralismo de la sociedad contemporánea y respetando la libertad religiosa, ayudan a las familias de manera que la educación de sus hijos se pueda impartir en todas las escuelas según los principios morales y religiosos individuales de las familias.

 

La escuela católica persigue metas culturales y la formación humana de la juventud. Pero su función propia es crear para la comunidad escolar una atmósfera especial animada por el espíritu evangélico de libertad y caridad. Por lo que no es contraria a la educación llena de valores a favor de la persona humana.

 

Basado en artículo de zenit.org

Aportación de  José Juan Paz.

Agosto 2016.

Relacionados

Ver todos

LA FAMILIA.

Destacados formacionK,Familia,Humana,Valores

Es necesario saber y entender que lo más valioso que podemos llegar a tener es a nuestra pareja, hijos, padres, hermanos, abuelos y nietos. Y que en ellos reside nuestra fuerza y nuestra fuente de amor.

Ver más

El valor del perdón.

Destacados formacionK,Familia,Humana,Matrimonios,Valores

El perdón es una expresión de amor y el pedir perdón, un acto de valentía. El perdón nos libera, nos da paz y reconforta el alma.

Ver más

Tiempo de adviento

Destacados formacionK,Familia,Humana,Matrimonios

El tiempo de Adviento es un periodo adviento-1privilegiado para los cristianos católicos porque nos invita a recordar el pasado al celebrar el nacimiento de Jesús en Belén en un ambiente de pobreza y lleno de humildad, murió por nosotros y con esto darnos fe, esperanza y amor con el testimonio de su vida y su palabra.

Ver más